El C.F. Villanovense se estrenó en tierras extremeñas esta pretemporada en el Estadio Municipal Primero de Mayo ante el CP Valdivia en un partido dominado de principio a fin por los serones y dejando, en general, una buena impresión a la gran afición desplazada desde Villanueva de la Serena.

Siguen las pruebas de Sanlúcar que dio minutos a todos los disponibles salvo Juanjo, Álvaro González y Joaquín. Debutó en la meta serona Dani Zambrana sustituyendo a Vilches mediada la segunda mitad. De inicio el equipo formó con Wilfred en puerta, línea de cuatro para Tapia que lucía brazalete de capitán, Iván Pérez, Owona y Javi Sánchez, el doble pivote era para Curro y Elías. En las bandas Candela por la izquierda y Carlitos por la derecha, como enganche estuvo Antoñito y arriba Valverde.

El primer tanto no tardó en llegar, las incesantes entradas por banda de Andújar y Candelas se transformaron en gol al rematar este último a puerta vacía un servicio de Valverde tras jugada por banda derecha. El 0-2 fue obra de Carlitos al culminar de fuerte disparo cruzado a media altura una jugada personal de Valverde que se marchó de varios defensas locales antes habilitar al de Villagonzalo para que finalizara la jugada. El juego con el 0-2 perdió intensidad, pero el dominio seguía en propiedad serona y con alguna llegada más sin premio por parte del CF Villanovense se llegaría al descanso.

En la segunda mitad el equipo formó con Wilfred, Tapia, Iván Pérez, Owona y Espín en defensa. Pajuelo y Elías en el centro, Candelas y Mustafá en bandas con Jesús Rubio y Carlos Fernández como jugadores más adelantados. Comenzaría el segundo tiempo del mismo modo que el primero, con llegadas contínuas por banda. Mustafá y Candelas rompían a sus laterales con facilidad pero faltó el remate de cara a puerta, bien por aciertos de la defensa, bien por desacierto de los nuestros de cara a gol. Con un equipo local desbordado comenzaron a darse unas jugadas de juego duro que no llegó a más.

Jesús Rubio de falta directa puso el 0-3 tras un lanzamiento de tiralínea desde la frontal que se coló por la escuadra de Damián. Golazo. Y para redondear la noche Carlos Fernández se apuntó el cuarto siendo fiel a su cita con el gol al remachar un pase de Jesús Rubio desde la línea de fondo. En definitiva, buenas sensaciones ante un rival con buenos futbolistas. Seguimos preparando la temporada con visitas a Calamonte (sábado 21h. y entrada de 2€) y Campanario (domingo 20:30h.).